En Arabia Saudita, uno de los países más contaminantes del mundo por la explotación petrolera, se proyecta la primera ciudad sin emisiones de dióxido de carbono (CO2).

The Line es una ciudad futurista que albergará hasta un millón de habitantes con un modelo total de energía verde. El sitio elegido por el gobierno de Arabia Saudita es Neom, un complejo de ciudades y zona económica transnacional planificada que se construirá en la región fronteriza entre Arabia Saudita, Jordania y Egipto.

El príncipe Mohammed bin Salmanmm anunció el pasado fin de semana en televisión que este proyecto busca apoyar la diversificación económica de Arabia Saudita, que actualmente se basa en la explotación del petroleo

Habrá proyectos urbanos positivos para el medioambiente que operarán con energía 100% verde”, dijo Bin Salmanmm, según reporta la agencia Reuters.

La construcción de The Line comenzará en el primer trimestre de 2021 y se espera que contribuya con 48 mil millones de dólares al PIB del reino de Arabia Saudita

Neom es un complejo futurista que se tiene proyectado esté listo para el año 2030, y dentro de él se albergará The Line.

La ciudad será construida en un cinturón de 170 kilómetros con comunidades hiperconectadas alrededor del entorno natural.

Necesitamos transformar el concepto de ciudad convencional en el de una futurista. Para 2050, mil millones de personas tendrán que reubicarse debido al aumento de las emisiones de CO2 y del nivel del mar. El 90 por ciento de las personas respiran aire contaminado.

¿Por qué deberíamos sacrificar la naturaleza en aras del desarrollo? ¿Por qué deben morir siete millones de personas cada año a causa de la contaminación? ¿Por qué deberíamos perder un millón de personas cada año debido a accidentes de tráfico? ¿Y por qué deberíamos aceptar perder años de nuestras vidas viajando?”, expuso el príncipe heredero Bin Salmanmm, según registra Arabnews.

Esta ciudad se suma a otros proyectos ambiciosos como las ciudades inteligentes diseñadas por Toyota  y Google.

P