Experto en la creación de polémicas con un estilo áspero y marrullero ayer el presidente de Estados Unidos, Donald Trump la volvió a hacer.

Trump lanzó un tuit incendiario con comentarios racistas contra legisladoras demócratas de origen inmigrante. Esto en medio de un programa de deportaciones masivas que ha generado miedo e incertidumbre en Estados Unidos tras las redadas de este domingo.

Es tan interesante ver a las congresistas demócratas ‘progresistas’, que originalmente vinieron de países cuyos gobiernos son una catástrofe completa y total, la peor, la más corrupta e inepta de cualquier parte del mundo (si es que tienen un gobierno que funcione), ahora levantando la voz….

“… y diciéndole viciosamente a la gente de los Estados Unidos, la nación más grande y poderosa de la tierra, cómo se debe dirigir nuestro gobierno. ¿Por qué no regresan y ayudan a reparar los lugares totalmente rotos e infestados por el crimen de los que vinieron? Luego vuelvan y muéstrenos cómo …”, tuiteó Trump provocando un terremoto político.

Los comentarios de Trump fueron inmediatamente calificados de racistas y recibió la reprobación de los sectores liberales y del propio Partido Demócrata

Rechazo los comentarios xenófobos de @realDonaldTrump que intentan dividir a nuestra nación“, respondió de inmediato la legisladora y líder demócrata en el Congreso, Nancy Pelosi.

Aunque nunca dio un nombre en específico, su alusión a “representantes demócratas ‘progresistas’ ” derivó en interpretaciones sobre el squad (escuadrón), un grupo de legisladoras jóvenes -con orígenes inmigrantes-  que hoy critican duramente a Trump y su política e incluso se han enfrentado a su líder en el Congreso, Nancy Pelosi.

Las jóvenes legisladoras Alexandria Ocasio-Cortez, de Nueva York, Ilhan Omar, de Minesota,  Rashida Tlaib, de Michigan, y Ayanna Pressley, de Chicago se han convertido en un ‘dolor de cabeza’ para Trump.

Ocasio-Cortez proviene de una familia de Puerto Rico, mientras que Tlaib es la primera mujer de ascendencia palestina en el Congreso, y Omar, una mujer negra y musulmana, proviene de Somalia.

Es un tuit racista. Se trata de ciudadanos estadounidenses elegidos por los votantes en los Estados Unidos de América“, resumió el legislador latino y demócrata Ben Ray Luján a Fox News.

Los dichos del Presidente de Estados Unidos cobran relevancia además de las deportaciones porque se ha iniciado la carrera electoral rumbo al cambio de gobierno en 2020, en la cual Trump busca su reelección.