El sismo de magnitud 7.1 en la escala de Richter que sacudió la noche del martes a México, con epicentro en Guerrero, dejó un muerto y 1.6 millones de personas sin energía eléctrica.

El Servicio Sismológico Nacional informó que el sismo se presentó a las 8:47 de la noche del martes, a 11 kilómetros del suroeste de Acapulco, a una profundidad de 10 kilómetros. Al momento suma 150 réplicas -una de 4.9 y otra de 6 grados-.

La Comisión Federal de Electricidad (CFE) reportó que tras el sismo al menos 1 millón 651 mil de personas se vieron afectadas por los cortes de luz en Ciudad de México, Estado de México, Guerrero, Morelos y Oaxaca. La Ciudad de México fue la más afectada al quedar sin energía eléctrica 735 mil personas.

A las 9:57 de la noche el presidente Andrés Manuel López Obrador salió a dar un mensaje a la nación a través de un vídeo en redes, donde informó que sólo se registraron caídas de piedras, bardas y descartó daños graves, además de pérdidas humanas.

El sismo se sintió, además de Guerrero, en la Ciudad de México, Chiapas, Guanajuato, Hidalgo, Michoacán, Morelos, Oaxaca, Puebla, Tlaxcala y Veracruz

El miedo obligó a miles de habitantes de la Ciudad de México a salir a las calles por miedo al derrumbe de sus hogares.

Poco antes de la medianoche el Gobierno del Estado de Guerrero informó que una persona, en el municipio de Coyuca de Benítez, falleció tras ser aplastado por un poste de luz que le cayó encima. Mientras que en Acapulco se reportaron bardas caídas.

En la Ciudad de México, al activarse las alarmas, miles de personas abandonaron sus hogares para salir a la calle

El sismo ocurre luego de tras días de ‘enjambres sísmicos’ que sacudieron al estado de Guanajuato, con un epicentro en el municipio de San Felipe, alcanzado una magnitud en dos ocasiones de 4.5 grados.

Y coincide con el que hace 4 años afectó a parte de Oaxaca, con una intensidad de 8.2 grados.

INFORME