La toma de protesta de Rosario Ibarra refleja al México de hoy.

Entre empujones, insultos, jaloneos, golpes, pancartas con la leyenda ‘fraude’ y risas posteriores, Rosario Piedra Ibarra tomó posesión como titular de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH). Y a los pocos minutos recibió la primera queja oficial.

La imagen de los Senadores atacándose a golpes es terrible. Pero aún más el mensaje de Ibarra a los medios en su entrada a una institución que se ha creado -aunque siempre queda a deber- para defender los derechos humanos, los abusos de la autoridad.

¿Han asesinado periodistas?”, cuestionó la nueva titular de la CNDH, militante de Morena, ignorando de facto la matanza de al menos 13 periodistas durante el mandato del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Ibarra al menos debe saber que AMLO hace oídos sordos reiteradamente a las recomendaciones internacionales, de la ONU, de Reporteros Sin Fronteras, de una coalición de 19 organismos internacionales pro-periodistas, para que su gobierno otorgue garantías y protección a periodistas pues aumentan en su contra asesinatos y ataques en México.

La respuesta de la nueva titular de la CNDH al ser cuestionada por los medios de comunicación sobre sus prioridades a resolver con su nuevo encargo, entre ellos el tema de los periodistas asesinados, sorprendió por rayar en lo cínico

El senador panista Gustavo Madero, acusado de usar la violencia en sus reclamos, es sometido violentamente por senadoras y senadores de Morena.

Esta ONG ha presentado una queja ante la @CNDH en contra de su titular @RosarioPiedraIb, por sus lamentables respuestas emitidas acerca de la grave problemática de los asesinatos contra periodistas en México. Así mismo, la queja se extiende vs ..

el @senadomexicano por la designación de una candidata q claramente no está informada de temas gravísimos y de suma importancia, como son los 131 asesinatos a comunicadores en el país, cifra q coloca a México como el pais más peligroso para ejercer el periodismo en mundo

Creemos q el simple desconocimiento sobre 131 periodistas asesinados en México, viniendo de parte del ‘Ombudsman’, es en sí mismo, una violación de #DDHH de victimas directas e indirectas de aquellos q hemos sufrido en carne propia, la violencia x ejercer periodismo.

“Si bien NO estamos pidiendo su renuncia, SI perdimos q la titular ofrezca una disculpa pública para las familias de los comunicadores asesinados, así como su total compromiso ha realizar cursos d capacitación sobre Libertad de Expresión y la violencia hacia la prensa”, es el hilo de tuits que emitió la oenegé  Periodistas Desplazados México.

La votación para elegir al nuevo ombudspersn del país dejó a la vista un proceso tramposo y lleno de mentiras -como al estilo del más recalcitrante PRI corrupto- a los ojos de muchos mexicanos, pues Morena aceptó un recuento de votos inicialmente tras descubrirse una votación con dobles papeletas, y  luego reculó e impuso la fuerza -incluso bruta- para entregar la CNDH a Rosario Piedra Ibarra.

La primera queja ante la CNDH ya está puesta. Y también la polémica sobre si la llegada de Rosario Piedra Ibarra fue fraudulenta.

-¿Qué opina sobre los señalamientos de ilegalidad que aún planean sobre su proceso de designación?- le preguntaron en entrevista para el diario El País.

Al momento de la elección estuve presente en el Senado y todo transcurrió tranquilamente. Todo fue legal, todo fue regular. Yo vi una mayoría y no solo una mayoría simple, sino una mayoría calificada”, respondió Rosario Ibarra.

Previo a su toma de posesión se dio una protesta en su contra en las afueras del Senado, por panistas que exigían una nueva votación ante sospechas de fraude y reclamos de imposición.

Los Senadores del PAN han explicado que Piedra Ibarra no obtuvo los votos suficientes, pues no reunió las dos terceras partes de los presentes en el pleno; apenas obtuvo 76 votos de 116.

Y legalmente se requieren 77.

Un síntoma de los primeros efectos que esto ha provocado es la renuncia del activista Alberto Athié Gallo, acérrimo defensor de los niños abusados por curas pederastas, al consumarse de forma grosera el nombramiento de Rosario Ibarra.

Con el se fueron las hoy ex consejeras María Ampudia, Mariclaire Acosta, Angélica Cuéllar y Olga Noriega quienes lamentaron la “tumultuosa y violenta sesión (…) después de un proceso plagado de irregularidades y falta de apego a la legalidad”.

BICI