El sábado pasado el PRD anunció su refundación a través de Futuro 21, una mezcla de liderazgos del PRI y Nueva Alianza. Dos días luego recula en su intención y le desea suerte a la autoproclamada ‘nueva oposición’. No le cederá el registro, como se anunció.

Futuro 21 es el nombre del proyecto político que aglutina a personajes dispares como Gabriel Quadri, ex candidato presidencial de Nueva Alianza, José Narro, ex candidato a la dirigencia nacional del PRI, o Rubén Aguilar, ex vocero del ex presidente panista Vicente Fox, por citar algunos personajes relevantes.

En este proceso el PRD no cederá su registro a Futuro 21. Esta plataforma es una iniciativa del PRD, Cambiemos, Vamos, Vamos Juntos, Une y Une Puebla, que busca construir una organización superior y una nueva mayoría. Esta organización superior aún no existe, y se trabaja para construirla”, informó la Dirección Nacional Extraordinaria (DNE) del PRD a través de un comunicado este lunes.

Futuro 21 se anunció como el nuevo partido que sustituiría al PRD durante su Asamblea General celebrada el pasado 24 de agosto

México enfrenta una regresión autoritaria, una vuelta al pasado, nos estamos dando cuenta en México cómo las democracias pueden morir a manos del populismo. Es imperativo llenar el vacío y este nuevo proyecto político lo va a hacer, Futuro 21, que ahora se desarrolló desde diversas organizaciones sociales gracias a la generosidad del Partido de la Revolución Democrática y a su dirigente”, expuso Quadri durante la Asamblea.

Además de Quadri, Narro y Aguilar, ase anunció que la nueva plataforma política la integran Miguel Ángel Mancera, ex jefe de Gobierno de la Ciudad de México, el ex diputado Fernando Belauzarán, la ex priista Beatriz Pagés, la polémica ex candidata al gobierno de la Ciudad de México, Purificación Carpinteyro, y los líderes perredistas Jesús Ortega y Jesús Zambrano.

Ayer el anuncio se hizo añicos tras anunciarse que el PRD siempre no cederá el registro para refundarse.

Las rutas son paralelas y convergentes, el PRD seguirá en su ruta de formación y reafirmación al mismo tiempo que seguiremos trabajando en la ruta de Futuro 21, lo importante es que la oposición pueda llegar lo más unida posible al proceso electoral del 2021”, redondeó la DNE del PRD en su comunicado oficial.

Fundado hace 30 años tras el fraude electoral de Carlos Salinas de Gortari contra Cuauhtémoc Cárdenas, el PRD estuvo a punto de perder su registro el año pasado al no alcanzar ni el 3 % de la votación nacional requerida.

Tras abandonar el partido Andrés Manuel López Obrador para fundar Morena, el PRD, que algún día fue el partido de izquierda más progresista de México, y luego de diversos escándalos por corrupción, quedó a la deriva.

Hoy sólo hace el ridículo.

  • Foto: Especial