La entrevista exclusiva que ha logrado la periodista Patricia Chimoy para la Deutsche Welle, de Alemania, con Daniel Ortega, presidente de Nicaragua, es un golpe directo al estómago.

Ortega, cínico y retorcido, niega que exista represión en Nicaragua, es más se atreve y dice que no hay más de 300 muertos, que sólo van 198, y que, en la revuelta social que le repudia desde abril, las oenegés y la Iglesia Católica son meros ‘golpistas’.

En un mensaje directo, Ortega se lanza contra los Estados Unidos y Trump, a quienes acusa de ser los responsables de la crisis que azota a Nicaragua; un país donde existe una represión brutal contra la gente que se opone al mal gobierno de Ortega, desde el 18 de abril de 2018

La violencia del gobierno contra la población en Nicaragua parece no tener fin.

Patricia Chimoy (P.C.): No hay personas que son perseguidas y arrestadas por pensar de una manera diferente? ¿o por criticar al gobierno?

Daniel Ortega (D.O.): No. No. En absoluto.

P.C. ¿Y de dónde salen los 370, incluso se habla de 400, muertos? Entre ellos muchos estudiantes durante las manifestaciones.

D.O. Esa cifra está inflada, primero.

P.C. ¿Inflada por quién, por las organizaciones?

D.O. Por las organizaciones que están interesadas, porque hay una coincidencia entre grupos de derechos humanos que han sido grupos de oposición (política), que han avalado a estos grupos que venían matando campesinos, matando gente del Ejército, a policías, y que ahora inflan estos datos.

Lo que tenemos realmente son 198 muertes.

P.C. ¿La Iglesia Católica también es golpista?

D.O. Hay altos jerarcas de la Iglesia Católica que claramente tienen una posición golpista.

P.C. Presidente Ortega ¿Y los obispos entonces ahora a quién obedecen? Los obispos acá en Nicaragua.

D.O. Yo diría que ahí tenemos obispos que realmente están interesados en que se busque la paz en Nicaragua.

P.C. ¿Qué pasa con el Obispo auxiliar (Silvio) Báez, por ejemplo?

D.O. Hay otros obispos que son comprometidos con el golpismo. Entonces cuando tenés una conferencia episcopal donde tenés un grupo de obispos que abiertamente lo dicen, están a favor del golpe, entonces eso contamina la conferencia episcopal como institución.

P.C. ¿Entonces quién puede mediar en un potencial diálogo?

D.O. Aquí el diálogo más importante es que se está realizando ya en la comunidad, en el barrio, entre la población.

Al ser cuestionado sobre la necesidad de que la ONU intervenga como mediadora en el proceso de paz que se ha estancado, Ortega dice que lo pensará otra vez.

Luego se lanza directo contra Estados Unidos.

D.O.  El mejor apoyo de la comunidad internacional a Nicaragua es decirle a los Estados Unidos que no se esté lanzando contra Nicaragua una vez más.

Esta es la primera vez que el dictador nicaragüense acepta hablar con medios internacionales, desde Managua, la capital de un país que sigue envuelto en llamas.

  • Fotos: DW/La Fritanga Nic