Un documento de la Presidencia de la República da cuenta que de enero a junio hay ahorros por 113 mil millones de pesos, de los cuales 95 mil 314 millones corresponden a una reducción o cancelación de obras y contratos.

Los ahorros por 113 mil mdp que presume AMLO han sido a costa de castigar la obra pública y los servicios de salud –a través de recortes en el IMSS e ISSSTE-; el destino del dinero ahorrado es un misterio aún pues la Secretaría de Hacienda decidirá su uso.

A este proceso polémico proceso de austeridad se suma ahora con la aprobación en el Senado de la llamada Ley de Austeridad que ha levantado suspicacias por conservar la ‘partida secreta’ para el Presidente.

Ya es una facultad del Presidente, de alguna u otra manera tiene que ver básicamente con Hacienda y quien va a reprogramar y transferir recursos, y yo al mismo tiempo, le traslado la facultad a la Secretaria de Hacienda”, dijo AMLO sobre el uso de la ‘partida secreta’, que fue creada desde 1917 y otorga al Presidente uso discrecional de recursos sin contabilizar.

Los importantes ahorros que presume el gobierno federal contrastan con una economía contraída, baja de empleo y problemas permanentes en los servicios de salud

Tenemos falta de camilleros, de personal de intendencia, de personal de lavandería. Tuvimos que reducir las cirugías a un 50%, pues fueron suspendidos los contratos de 180 trabajadores”, aseguró un directivo del Hospital Infantil en la Ciudad de México –quien pidió mantener el anonimato por razones de seguridad- al diario El País.

Una situación que repite, con variantes, en muchos hospitales de México y que fue denunciada por el ex director Germán Martínez, quien renunció en meses pasados ante la falta de recursos para atender a los pacientes.

Además han sido afectados muchos programas de medioambiente, cultura, ciencia y educación.

 

AMLO pide no lo comparen con Salinas por ‘partida secreta’

La aprobación de la ‘partida presidencial secreta’ por la mayoría que tiene Morena en el Senado, otorga al Presidente el uso discrecional de millones de pesos, sin fiscalización ni control alguno. Y ya ha sido objeto de críticas por la oposición.

Frente a los reclamos, AMLO salió a defender el derecho de esta partida.

Se acaba de autorizar la Ley de Austeridad y están inconformes y están diciendo que se va a manejar de manera discrecional el Presidente y eso es equivalente a la partida secreta que manejaba Carlos Salinas, les diría que no me comparen (con él), respeto por favor. Lo de la partida secreta eso sí calienta, No soy Salinas. Vámonos respetando”, reclamó airado esta mañana AMLO.

  • Fotos: Especial