Las tensiones entre árabes e israelíes parecen estar llegando a su fin, al menos eso demuestra el nuevo pacto de diplomacia entre los Emiratos Árabes Unidos e Israel.

Los Emiratos Árabes Unidos, uno de los países petroleros más poderosos del mundo, acordó ayer establecer relaciones diplomáticas con Israel, que ante ello desiste de ocupar parte del territorio palestino que mantiene ocupado. Y trae esperanzas de paz.

¡GRAN avance hoy (jueves)! ¡Acuerdo de paz histórico entre nuestros dos GRANDES amigos, Israel y los Emiratos Árabes Unidos!”, fue el tuit con que Donald Trump, presidente Estados Unidos y participe en la negociación, anunció la nueva era de relaciones árabe-israelíes, luego que Israel anunció que se ha suspendido la anexión parcial de Cisjordania.

Apenas en enero de este año Trump ofreció, a cambio de erradicar los actos terrorista, duplicar el territorio a los palestinos para acabar con la guerra que sostienen contra israelitas, aliados de Estados Unidos, desde hace 70 años cuando se fundó el estado de Israel en territorio árabe. Una propuesta que fue duramente criticada por los palestinos, pero que fue vista con buenos ojos por otras naciones árabes.

El proyecto dado a conocer como La Visión considera, grosso modo, que el Estado Palestino se asiente en Cisjordania y la Franja de Gaza -que serían conectados por túneles o carreteras elevadas pasando sobre territorio israelí- dejando el Valle del Jordán -uno de los territorios de mayor disputa- a Israel.

Además de impedir durante cuatro años la creación de nuevos asentamientos palestinos, el reconocimiento de los palestinos a Jerusalén -ciudad en disputa y punto neurálgico del conflicto- como capital única de Israel. Y como ‘gancho’ Trump ofreció 50 mil millones de dólares en inversión para el nuevo estado palestino durante los próximos 10 años.

Los Emiratos Árabes Unidos son el tercer país árabe, junto con Egipto y Jordania, que se suma a las relaciones diplomáticas con Israel

La terrible imagen de los bombardeos israelíes contra los palestinos como respuesta a los ataques terroristas es algo cotidiano en la región de Medio Oriente.

A pedido del presidente Trump con el apoyo de los Emiratos Árabes Unidos, Israel suspenderá la declaración de soberanía sobre las áreas descritas en la Visión para la Paz del presidente y ahora enfocará sus esfuerzos en ampliar los lazos con otros países del mundo árabe y musulmán”, expuso el gobierno de Israel en un comunicado, para abonar en el proceso de paz en la convulsa región de Medio Oriente, según dio a conocer la agencia AFP.

En semanas próximos delegaciones de Los Emiratos Árabes Unidos e Israel se reunirán para firmar los primeros acuerdos bilaterales que implican inversiones, vuelos directos entre naciones, turismo, seguridad, establecimiento de embajadas, entre otros apartados.

El príncipe Mohamed bin Zayed, de Abu Dhabi, capital de los Emiratos, celebró también el nuevo acuerdo con Israel.

Durante una llamada con el presidente Trump y el primer ministro Netanyahu, se llegó a un acuerdo para detener una mayor anexión israelí de territorios palestinos. Los Emiratos Árabes Unidos e Israel también acordaron cooperar y establecer una hoja de ruta para establecer una relación bilateral”, tuiteó bin Zayed

El acuerdo no ha sido del agrado de Palestina que a través de Hanan Ashrawi, uno de sus altos funcionarios, fijó postura. También a través de Twitter.

Los Emiratos Árabes Unidos han salido a la luz sobre sus tratos secretos/normalización con Israel”, tuiteó Ashrawi.

INFORME