Morena, el partido gobernante que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador, alista un nuevo golpe a los bolsillos de los contribuyentes.

La tenencia, un impuesto creado en 1962 por el PRI –para financiar los Juegos Olímpicos de 1968-, se niega a desaparecer. Morena quiere ‘revivir’ para el 2020 el pago de este impuesto que ha sido desterrado de al menos 13 estados. Y quiere que todos paguen lo mismo.

En el paquete económico 2020 que propone Morena, se plantea que al implementar nuevamente el impuesto vehicular en todo el país se logrará una recaudación de entre 120 a 130 millones de pesos, dinero que sería regresado a los estados para obras públicas. Al menos eso es lo que dicen los diputados morenistas.

Mi propuesta es que la tenencia sea una recaudación que se cobre de manera federal. Una homologación en todo el país que contemple subsidios para determinados vehículos que quedarán exentos, pero que sea una sola en todo el país”, expuso Alfonso Ramírez Cuéllar, presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados, en entrevista para el Heraldo de México.

La tenencia vehicular se instauró en 1962 por el presidente priista Adolfo López Mateos, para financiar los Juegos Olímpicos de 1968; y siguió indefinidamente hasta que muchos estados comenzaron a eliminarla en años recientes

El impuesto de la tenencia sigue cobrándose en 19 estados todavía.

La Secretaria de Hacienda y Crédito Público (SHCP) ha dado su aval al nuevo cobro que pretende Morena, bajo el argumento de que hay mucha contaminación ambiental. Además que al tener más ingresos, los gobiernos locales pueden contratar más deuda. Una ‘brillante’ respuesta para obtener más dinero fácil de los contribuyentes.

Quien posee un coche contribuye a esta parte del problema (de la contaminación) y en ese sentido el impuesto se justificaría y tener estos recursos permitiría abatir de manera ordenada este problema”, ha dicho Marcela Andrade, titular de la Unidad de Coordinación con Entidades Federativas de la SHCP.

Para apoyar la medida recaudatoria que ya está generando rechazo, la Cámara de Diputados, de mayoría morenista, se ha valido del  el Centro de Estudios de las Finanzas Púbicas (CEFP) para tratar de convencer que el nuevo cobro ayudará a tener una mejor “modernización catastral y mayor eficiencia recaudatoria (que) van a ayudar a los gobiernos locales a instrumentar de manera más sencilla y eficaz la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y Municipios”.

La eliminación de la tenencia fue una promesa de campaña que realizó el panista Felipe Calderón cuando era candidato a la Presidencia de la República. Y la cumplió siendo Presidente. Luego, gradualmente muchos estados siguieron el ejemplo y hoy en 13 de ellos no se cobra más esa carga fiscal.

Aunque de aprobarse este nuevo impuesto, como propone Morena, los congresos locales de Baja California Sur, Colima, Chihuahua, Durango, Guanajuato, Jalisco, Michoacán, Morelos, Puebla, Sinaloa, Sonora, Tamaulipas y Quintana Roo deberán modificar sus leyes para volver a instaurar el cobro que determine la Cámara de Diputados para el 2020.

  • Fotos: Especial