Los constantes asesinatos de periodistas en México, convierten el país en el más peligroso del mundo para ejercer la profesión. Entre la medianoche del miércoles y la mañana del jueves mataron a dos periodistas más.

Enrique García, periodista de Metepec, Estado de México, y Gustavo Sánchez, periodista de Tehuantepec, Oaxaca, fueron asesinados a tiros. A Sánchez lo tenían amenazado y ya lo habían baleado antes. En el caso de García no hay muchos datos.

El informe Distorsión: el discurso contra la realidad, elaborado por Article 19, revela que en México cada 13 horas se agrede a un periodista y el 2020 ha sido el año más violento contra la prensa en los últimos 13 años. Bajo el mandato de AMLO, con los últimos dos asesinatos, suman ahora 19 periodistas asesinados.

A Gustavo Cabrera, quien viajaba en motocicleta con su hijo, lo asesinaron a balazos en un camino que comunica a los poblados de San Vicente y Morro Mazatlán, en Tehuantepec. La Fiscalía General del Estado de Oaxaca confirmó que el periodista ya había sufrido antes ataques y amenazas.

Luego de los ataques apenas el pasado 1 de junio fue integrado en el Mecanismo de Protección de Periodistas, un programa que no sirve en México y que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador no apoya.

ARTICLE 19 está documentando el asesinato de Gustavo Sánchez Cabrera, director del medio digital Noticias Minuto a Minuto, y anteriormente en La Policiaca: La Nota Roja de #Oaxaca

Sánchez publicaba temas de política local principalmente, y fue víctima de amenazas y allanamientos el año pasado así como de un intento de asesinato en Julio 2020. El periodista había alertado sobre la falta de respuesta de las autoridades ante su caso”, es parte del hilo de tuits de la organización defensora de periodistas.

El último informe de Reporteros Sin Fronteras (RSF) coloca a México como el país más letal del mundo para la prensa con ocho periodistas asesinados tan sólo en 2020, mientras que en el resto del mundo se registraron 42 asesinatos de periodistas

En el caso de Enrique García, sus familiares reportaron el jueves que no sabían de su paradero desde el miércoles. Aunque la policía de Metepec lo encontró muerto en el interior de su vehículo desde la madrugada.

Las primeras diligencias de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México establecen, de manera preliminar, que la agresión que sufrió el comunicador se originó por un posible robo.

García se desempeñó como reportero de El Sol de Toluca, además de haber formado parte de las áreas de comunicación social en el municipio de Tenango, el Gobierno del Edomex y la Secretaría de Seguridad del Estado de México.

Condenamos los hechos violentos ocurridos en #Metepec, en los que perdió la vida el comunicador y periodista Felipe Enrique García García. Exigimos a las autoridades competentes el esclarecimiento de los hechos y solicitamos medidas precautorias para su familia”, tuiteó la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de México.