El Consejo Nacional Indígena (CNI) que integra a los pueblos originarios ha decidió declararle la ‘guerra’ al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador. Lo acusan de ‘mentiroso’ y de promover proyectos de ‘muerte’.

Los indígenas, por los que AMLO exige perdón al Rey de España y el Papa, se han sublevado en su contra acusando al Presidente de México de ‘mentiroso’ y ‘traidor’. Le recriminan el asesinato del activista Samir Flores y el despojo de tierras para proyectos como el Tren Maya o la termoeléctrica de Morelos.

Nos dimos cita en este territorio en resistencia para reconocernos en la dignidad, el dolor y la esperanza ante el cobarde asesinato del compañero Samir Flores, perpetrado por el neoliberalismo y sus capataces. Para quienes ya se nos acabó el miedo, pues se convirtió en rabia y convicción (…)

Nos dimos cita también para conmemorar que el compañero general Emiliano Zapata vive y camina con nosotros, advirtiendo la traición y la mentira que desde lejos se percibe en los anuncios de muerte y guerra (…)

Al compañero General Emiliano Zapata lo saludamos alzando la voz en contra de los megaproyectos, que invaden la tierra de las comunidades que abajo nos construimos cada día mientras el gobierno neoliberal está decidido a convertir nuestro mundo en un cementerio, donde la destrucción y el sufrimiento de todos los pueblos aflora en los territorios indígenas”, expone el CNI en un comunicado emitido desde Morelos.

Durante el 9 y 10 de abril del CNI se congregó en Chinameca y Amilcingo, Morelos para realizar un foro en contra de la política pública de AMLO

Las protestas del CNI y el EZLN contra AMLO se han incrementado.

Bajo el concepto de ‘Declaración de Chinameca’  el comunicado del CNI contra el Presidente de México es directo y se suma al rechazo inicial que manifestó también el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) hace unos meses.

Para los indígenas zapatistas el nuevo gobierno se ha dedicado a emitir anuncio de ‘muerte’ y guerra’, por lo cual habrán de combatirlo.

Aquí decimos nuevamente que la lucha por la tierra es también por la vida, pues la defensa de lo que es sagrado para los pueblos es un principio al que no renunciaremos. Hoy, a 100 años de que la traición y la mentira acabaran de forma cobarde con la vida del general Zapata, esa mentira y traición regresaron con un supuesto rostro de democracia, pero como entonces, esa palabra cuando viene de arriba solo significa la guerra, la suplantación y el engaño a toda la nación”, expone el CNI.

Desde enero el EZLN fue el primero en declarar abiertamente su rechazo al gobierno de AMLO, tras considerar que no representa los intereses de los pueblos indígenas, pues los ignora y sistematiza el expolio al que han sido sometidos desde la Conquista.

Ahora el Concejo Nacional Indígena se levanta también en contra del nuevo gobierno.

Reconocemos la traición descarada del mal gobierno federal, del que no aceptamos sus cínicas mentiras, que lo descubren ante quienes le creyeron, ante quienes pensaron que con la mentira llamada ‘elección histórica’ o ‘cuarta transformación’, o como quiera nombrarse, se pararía el despojo, la corrupción que hace al Estado un vulgar ratero de lo que es de todos, que cumpliría su palabra con los maestros y maestras en lucha, para quienes pensaron que se acabaría la pesadilla militar, para quienes pensaron que se defendería alguna soberanía nacional (…)

En cambio, mandando y poniendo a los pueblos una pistola en la cabeza nos quieren imponer un reordenamiento capitalista al servicio del gran poderío estadounidense en el istmo, ofreciéndole los minerales, el agua, la tierra. Promete a los depredadores de la madre tierra, respetarles concesiones y permisos obtenidos con la más sucia corrupción. Ofrece a los extranjeros dueños de la economía turística el desmantelamiento de la propiedad social en la península de Yucatán. Garantiza al gran capital el funcionamiento de la termoeléctrica en Huexca, Morelos, a pesar de la vida de los pueblos del volcán”, recrimina el CNI en su llamada Declaración de Chinameca.