El huracán ‘Hanna’ ha dejado a su paso devastación y muerte en México. Aunque ayer se degradó a tormenta tropical sigue causando estragos.

Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas han sido afectados por la devastación que trajo consigo el huracán. Se reportan cuatro muertos y seis desaparecidos. El Ejército Mexicano instauró ayer el Plan DN-III para apoyar a miles de damnificados.

El huracán toco tierra el sábado pasado en Texas y, tras derribar parte del muro fronterizo, comenzó a avanzar hacia México -con una velocidad de 100 kilómetros por hora- provocando inundaciones, desbordamiento de ríos, daños en viviendas, y obligó a suspender el transporte y actividades laborales ante la fuerza de la lluvia y los vientos.

La Coordinación Nacional de Protección Civil informó ayer que hay dos muertos en Coahuila, dos más en Tamaulipas, y cinco desaparecidos (tres en Monterrey, Nuevo León y tres en Reynosa, Tamaulipas)

Tamaulipas es uno de los estados más afectados por el paso del huracán. Hay 70 colonias inundadas y más de 50 mil personas han sido evacuadas de sus hogares.

En Coahuila las autoridades reportan, según diversos medios locales, la evacuación de 25 familias en Saltillo tras inundarse sus viviendas, más de 60 accidentes de tráfico y la desaparición de una menor que fue arrastrada por la corriente. La niña viajaba en una camioneta con su madre y tres hermanas en el municipio de Ramos Arizpe cuando se desbordó un arroyo y se las llevó a todas. Sólo una menor sobrevivió, mientras que la madre y otra hija murieron.

En Tamaulipas, dos personas murieron -un hombre ahogado y un menor de edad electrocutado-, y según cálculos de las autoridades locales en Reynosa al menos 50 mil personas han sido afectadas por las inundaciones en 70 colonias. El hospital Materno Infantil tuvo que ser evacuado porque terminó bajo el agua.

En Nuevo León las autoridades reportan hasta el momento a tres personas desaparecidas y más de 700 asiladas en albergues tras indundarse sus hogares en el municipio de Cadereyta.

El presidente Andrés Manuel López Obrador no se ha pronunciado aún ante el desastre en los estados gobernados por la oposición. Tamaulipas está bajo el gobierno del PAN, Coahuila es gobernada por el PRI y en Nuevo León gobierna un independiente.

  • Fotos: Reuters/MilenioTV
BICI