La tensión entre Irán y Estados Unidos se eleva con el anuncio de Teherán no sólo para responder la agresión de Trump sino por salirse del pacto nuclear.

Tras el asesinato del general iraní Qasem Soleimani, con un dron en el aeropuerto de Irak, y la amenaza de Estados Unidos de atacar 52 objetivos si Irán responde la agresión, el país islámico anunció que se enfila a crear armas nucleares.

Los criminales que han manchado sus manos con la sangre del general Soleimani deben esperar una dura venganza“, ha advertido el Ayatollah Jamenei  tras el asesinato.

El general iraní Qassen Soleimani, jefe de la Fuerza Quds de la Guardia Revolucionaria de Irán, fue asesinado el viernes pasado  en el Aeropuerto Internacional de Bagdad por un dron norteamericano con misiles desatado una nueva crisis mundial.

Estados Unidos ha justificado la agresión como “necesaria” ante las presuntas intenciones de Soleimani para atacar a diplomáticos y funcionarios estadounidenses en Irak; por ello fue eliminado tras reunirse con el vicepresidente de las milicias chiíes iraquíes Multitud Popular, Abu Mahdi al Mohandes también muerto en el ataque con un dron.

Ayer el poderoso general iraní fue despedido con honores en su país mientras las amenazas de ambos países se acentuaron.

El pacto nuclear firmado en 2015 por Irán con Estados Unidos,  Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China para evitar el enriquecimiento de uranio, y con ello la creación de la bomba nuclear, está roto tras el nuevo conflicto

Aspecto del ataque con dron que provocó la muerte del general iraní Soleimani en el Aeropuerto Internacional de Bagdad.

Este domingo el gobierno iraní anunció que se considera desvinculado del pacto nuclear que le fijaba límites para el enriquecimiento de uranio, según informó la televisora estatal de Irán citando un comunicado oficial del ayatollah Ali Jamenei, líder supremo de Irán.

Aunque el  régimen de Teherán extendió que mantendrá la cooperación con la agencia nuclear de la ONU, responsable de las tareas de inspección sobre el enriquecimiento de uranio.

El Parlamento de Irak votó ayer por mayoría la salida de las tropas norteamericanas en el país, donde están asentados al menos 5 mil soldados. El primer ministro iraquí Adil Abdelmahdi expresó que esta opción es “la mejor para Irak”. Mientras que el Ministerio de Exteriores ha presentado al Consejo de Seguridad de la ONU una queja contra Estados Unidos por el ataque armado en el aeropuerto de Bagdad.

Los primeros efectos violentos contra la agresión norteamericana se presentaron este domingo en una base militar norteamericana en Kenia, luego que un soldado estadounidense y dos contratistas del Pentágono fueron asesinados a tiros en un ataque por yihadistas del grupo Al Shabab que se saldó con la muerte de cuatro extremistas.

Los desencuentros entre Irán y Estados Unidos datan desde los años 70 tras la revolución islámica encabezada por el ayatollah Ruhollah Jomeini –que derivó en la caída del sha Mohammad Reza Pahleví-y se incrementaron el año pasado luego que el gobierno de Trump acusó al régimen de Teherán de ser artífice de ataques con drones y misiles a diversas refinerías en Irak.

INFORME