Las autoridades migratorias y sanitarias de Estados Unidos están en la mira internacional tras los reclamos por la esterilización no consentida a un número aún indefinido de mujeres migrantes detenidas al ingresar al país.

La congresista Pramila Jayapal acusa acciones terribles cometidas en el estado sureño de Georgia contra mujeres migrantes a quienes se esteriliza contra su voluntad e incluso se les extrae el útero. Al haber mexicanas entre las víctimas, el gobierno de México ya levantó una primera queja.

Puede haber al menos 17 mujeres que fueron sometidas a procedimientos innecesarios de un solo médico, a menudo sin el consentimiento o conocimiento apropiado, y con la clara intención de esterilización. Es posible que haya casos similares para personas que ya fueron deportadas.

Estas historias contienen muchas consistencias y plantean serias dudas no solo sobre este médico en particular, sino sobre todo el sistema de detención, en gran parte con fines de lucro, que es cómplice de los abusos y ha descuidado durante mucho tiempo la salud, el bienestar y los derechos humanos de los inmigrantes”, reveló Jayapal.

Ante los abusos cometidos contra las mujeres migrantes Pramila Jayapal y otros 173 congresistas exigen una investigación al gobierno de Estados Unidos para sancionar a los responsables de las esterilizaciones forzadas y extracciones de útero

La congresista Pramila Jaypal destapó la terrible práctica contra las mujeres migrantes en el centro de detención de Irwin., Georgia. Y junto con 173 congresistas más exigen una investigación al gobierno.

La congresista Pramila Jaypal destapó la terrible práctica contra las mujeres migrantes en el centro de detención de Irwin., Georgia. Y junto con 173 congresistas más exigen una investigación al gobierno.

Los hechos ocurrieron este año en el Centro de Detención del condado de Irwin, en el estado de Georgia. La Congresista Jaypal aseguró que conoció de los casos tras las demandas de tres abogados que asisten a algunas de las víctimas.

Esta semana oenegés para la defensa de los derechos civiles presentaron una demanda contra la oficina del inspector general del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), luego de conocer el testimonio de una enfermera que denunció las terribles prácticas que se realizan en el Centro de Detención del condado de Irwin.

Frente a las terribles revelaciones, el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE por sus siglas en inglés) anunció que abrirá una investigación.

Ayer el Gobierno de México solicitó a las autoridades norteamericanas una respuesta a los abusos contra mujeres mexicanas, mientras que los Consulados de México en Estados Unidos analizan las violaciones a los derechos humanos en los centros del ICE en Atlanta, Irwin, Georgia, y El Paso,Texas, informó la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

OCT 2