El gobierno de Miguel Díaz-Canel ha vuelto al oprobio contra los opositores al régimen socialista.

El Movimiento San Isidro enfrentó anoche la furia del gobierno cubano que desalojó con brutalidad policiaca a disidentes -cinco de ellos en huelga de hambre- en una casa en La Habana. A golpes sacaron a los artistas que piden la liberación del joven rapero Denis Solís. Ahora están desaparecidos.

Los agentes cubanos de Seguridad irrumpieron con violencia en una casa donde estaban atrincherados artistas como protesta por la detención arbitraria del rapero que fue condenado a prisión por el régimen de Díaz-Canel por “desacato”.

La agencia EFE registra la versión oficial de un como agente de la Seguridad del Estado que justificó la detención masiva porque el grupo de artistas “había violado el protocolo anti-Covid”.

Denis Solís, un rapero de de 31 años, desafío a un oficial de Seguridad del Estado cubano cuando fueron a buscarlo a su casa y le tomaron fotos.

Yo le pido ahora que se retire de la puerta para afuera. Y tiene que contar con mi permiso, si usted pasa o no a mi casa. Por favor, ¿se puede retirar un momentico para afuera? Para después yo pedirte, exigirte una explicación de por qué tú me estás molestando a mí, cuando yo, que yo sepa, no he matado a nadie, ni he roto una puerta, ni he robado…”, espeto Solís. Eso le valió la prisión en penal de Valle Grande hace poco más de una semana.

Hasta el momento no se sabe a dónde han sido llevados los disidentes del Movimiento San Isidro

Maykel Castillo, uno de los integrantes del Movimiento San Isidro, se cosió la boca al ser citado a interrogatorio a una unidad de policía. Es uno de los cinco artistas en huelga de hambre que fueron detenidos.

Agentes de la dictadura irrumpieron en nuestra sede, golpearon salvajemente a nuestros compañeros, se los llevaron y desconocemos su paradero. Tememos por su integridad física”, alcanzó a informar el colectivo Movimiento San Isidro desde su cuenta en Twitter.

Los 14 jóvenes artistas se atrincheraron desde hace dos semanas, y cinco de ellos decidieron hacer huelga de hambre como protesta para exigir la liberación del rapero Denis Solís.

Con una medida adicional al brutal desalojo y la detención masiva, el gobierno cubano ha suspendido los servicios de redes sociales del grupo. Aunque antes de ello los jóvenes pudieron denunciar lo ocurrido.

Desde el año 2018 el Movimiento San Isidro, donde convergen artistas, periodistas y académicos se han organizado para denunciar las acciones que consideran represivas por parte del gobierno de Díaz-Canel, sucesor de Raúl Castro, hermano del patriarca Fidel Castro, líder de la Revolución Cubana que terminó tristemente convertido en dictador.

Granma, el diario oficial del Partido Comunista de Cuba ha desacreditado los reclamos y las protestas de los disidentes.

“(Es) un nuevo show, instrumentado desde Washington y Miami”, ha resuelto el medio de comunicación que domina la información en Cuba.

  • Fotos: Movimiento San Isidro
Predial 2021