Durante la cumbre internacional por el Día Mundial de la Tierra, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció que su país disminuirá entre un 50 a un 52 por ciento las emisiones de gases que están dañando al planeta.  

El costo de la inacción sigue aumentando. Estados Unidos no esperará (…) Tenemos que actuar, todos nosotros”, fue el mensaje de Biden a los 40 líderes mundiales que participaron a través de una videoconferencia en la cumbre, registró la agencia EFE.

Además de la pandemia del Covid-19, el calentamiento global está causando severos problemas en todos los países. El cambio climático representa hoy la más grave amenaza para la supervivencia humana, por ello Biden ha retomado los principios del Acuerdo de París.

Japón, la tercera economía del mundo, también comprometió reducir la emisión de gases de efecto invernadero hasta en 46 por ciento para 2030. Canadá se sumó al compromiso y dijo que hará lo mismo hasta un 45 por ciento.

Brasil, país clave en la lucha contra el cambio climático al contar con la Amazonía, el mayor pulmón del mundo, se comprometió a erradicar la deforestación ilegal en el país para el año 2030 y así contribuir a la mejora del clima.

El Acuerdo de París sobre el clima de 2015 plantea que en 2030 el calentamiento global se límite a 1.5 °C y en su defecto que no supere los 2 °C, de lo contrario la vida como se conoce actualmente podría cambiar radicalmente

En el Día Mundial de la Tierra, la UNAM colocó una placa para registrar la extinción del glaciar Ayoloco en el volcán Iztlaccíhuatl por efecto del calentamiento global.

La Unión Europea, que agrupa a 27 naciones, hizo el compromiso de reducir también la emisión de gases hasta un 55 por ciento.

Estoy encantada de ver que Estados Unidos ha vuelto”, expresó la canciller alemana Angela Merkel, en un abierto apoyo a la política de Biden, según registra la agencia AFP; luego de padecer por cuatro años el negacionismo del ex presidente Donal Trump con respecto al calentamiento global.

China, que se ha convertido en el país más contaminante del mundo, ha manifestado sus reservas sobre el tema de las emisiones de gases, aunque se ha comprometido a lograr la supresión de la emisión de contaminantes producto del carbón, al 100 por ciento, aunque hasta el año 2060.

En tanto que la India, otro país con altas tasas de contaminación, no hizo mayor oferta que colaborar con la nueva administración de Biden para empujar el uso de energías verdes.