Miles de seguidores del presidente Donald Trump, azuzados por el mensaje incendiario de su líder enloquecido que niega su derrota electoral ante Joe Biden, asaltaron con violencia el Capitolio en Washington provocando un caos inédito en más de 200 años de democracia en este país.

La mejor definición de lo ocurrido, tras la locura de Trump desconociendo nuevamente los resultados electorales y llamando a la ‘resistencia’ la dio el ex presidente republicano George W. Bush: “Así es como se disputan las elecciones en una república bananera”.  

Cuatro muertos, 14 policías heridos y 52 detenidos en las inmediaciones del Capitolio es el saldo rojo preliminar que informó esta noche la Policía Metropolitana de Washington, en conferencia de prensa, tras los disturbios que han conmocionado a Estados Unidos y asombrado al mundo por la virulencia y caos provocados por Trump.

Cuando el presidente Trump le dijo a una multitud en expansión fuera de la Casa Blanca que nunca deberían aceptar la derrota, cientos de sus partidarios irrumpieron en el Capitolio de los Estados Unidos en lo que equivalía a un intento de golpe de Estado que esperaban que revocara las elecciones que perdió”, así inicia The Washington Post la crónica de lo ocurrido en la capital de Estados Unidos este miércoles, mientras los congresistas discutían sobre el conteo de votos y los resultados oficiales del Colegio Electoral.

El severo golpe a la democracia norteamericana ocurrió en un acto inédito donde una turba -algunos con banderas confederadas y armas- irrumpió en el Capitolio, causó destrozos y allanó oficinas -entre ellas la de la líder demócrata Nancy Pelosi-, se saldó además con la muerte de una mujer a quien dispararon agentes de seguridad durante la revuelta.

Gobernadores de varios estados, como Michigan, Pennsylvania y Wisconsin, enviaron fuerzas de seguridad para blindar el Capitolio ante la inacción del Departamento de Defensa que se negó a enviar refuerzos ante la petición de la policía del Capitolio.

Dos horas luego del asalto Trump anunció que enviaría a la Guardia Nacional y sólo emitió un tibio pronunciamiento a través de Twitter diciendo: “Váyanse a casa”. Posteriormente se decretó el toque de queda en Washington y se registraron arrestos.

Tuvimos una elección y nos la robaron. Fue una elección en la que arrasé. Y todo el mundo lo sabe, sobre todo los del otro bando”, fue uno de los últimos tuits de Trump antes de que Twitter le bloqueara la cuenta, al igual que Facebook.

Ante el caos provocado por la turbamulta, los 534 legisladores que contaban los votos para certificar el triunfo de Joe Biden (435 representantes y 99 senadores) fueron evacuados al sótano del Capitolio junto con el vicepresidente Mike Pence

Esta dramática imagen muestra parte de lo acontecido en el asalto al Capitolio.

Ya entrada la noche de ayer los congresistas republicanos y demócratas reanudaron la sesión para validar el conteo de votos y los resultados del Colegio Electoral que determinó que el ganador de las elecciones del pasado 3 de noviembre de 2020 a la Presidencia de Estados Unidos, es Joe Biden. Finalmente se ratificó el triunfo de Biden con 306 votos a favor y 232 en contra.. El nuevo Presidente de Estados Unidos tomará posesión el próximo 20 de enero.

Previo a la ratificación, Biden expuso que lejos de ser una protesta lo ocurrido en Washington es una insurrección, por lo que pidió a Trump acatar la Constitución y frenar el caos.

La protesta pacífica es un derecho de todo estadounidense, pero este ataque a nuestro Capitolio no será tolerado y todos aquellos implicados serán procesados con todo el peso de la ley”, tuiteó el vicepresidente Mike Pence tras los disturbios, además de hacer caso omiso a la petición de Trump -durante su discurso incendiario- para ‘anular’ la ratificación de Joe Biden.

Frente a los disturbios y el caos provocado por los dichos de Trump, legisladores y medios de comunicación pidieron a Pence aplicar la Enmienda 25 y destituir a Trump de inmediato.

La Vigesimoquinta Enmienda permite la destitución de un Presidente. Es hora de destituir al Presidente”, tuiteó Charlie Crist, representante demócrata de Florida.

Su petición fue secundada por el congresista, también demócrata, por California, Ted Lui, quien también tuiteó: “Querido @VP @Mike_Pence: Si Trump no renuncia, inicie los procedimientos de la 25ª Enmienda para destituirlo. Como bien sabe, @realDonaldTrump está desprendido de la realidad, enojado y peligroso”.

Los prestigiosos diarios The Wasignton Post y The New York Times acusaron a Trump de inicitar a la violencia y el caos, por lo que piden en editoriales se analice su destitución.

En un duro mensaje directo tras los disturbios, ya entrada la noche de ayer, Pence dijo a Trump y sus seguidores que no ganaron nada.

La violencia nunca gana. La libertad gana, y esta sigue siendo la casa del pueblo”, declaró Pence desde la tribuna, mientras los influyentes senadores republicanos Steve Daines, por Montana, Mike Braun, por Indiana, y Kelly Loeffler, por Georgia, además del líder republicano Mitch McConnell, retiraron el apoyo a Trump.

El mejor epílogo ante la fuerza bruta desatada por Trump y que pone a Estados Unidos como ejemplo mundial de vergüenza al socavarse la democracia con violencia, lo ha dado desde México la escritora Margo Glantz.

Después de haber promovido tantas repúblicas bananeras, EU se vuelve una, justicia poética”, tuiteó Glantz dando la razón al ex presidente Bush.

Predial 2021