La tensión comercial por el anuncio de Trump ha llevado a un temor generalizado que impacta sobre el tipo de cambio, la economía y la inversión.

El dólar se vende hoy en 20 pesos y podría llegar hasta los 29 pesos si se aplican los aranceles del 25 % a los productos mexicanos de exportación a Estados Unidos, alertaron analistas de Citibamanex, según refiere el diario El Universal.

De acuerdo a la información proporcionada por la Dirección de Estudios Económicos de Citibanamex las estimaciones iniciales son de una devaluación del 8.6 % del peso sobre el tipo de cambio actual si el próximo 10 de junio entran en vigor los aranceles del 5 % con que amenaza Trump. Cumplir esa amenaza puede forzar a México a imponer a su vez nuevos aranceles a Estados Unidos y librar una guerra comercial como la que Trump tiene ahora con China.

Los legisladores republicanos comenzaron a discutir si tendrían que votar en contra para bloquear los nuevos aranceles planeados por Trump a México, lo que podría provocar un segundo estancamiento este año sobre el uso de los poderes ejecutivos por parte de Trump para eludir al Congreso, dijeron este lunes personas familiarizadas con las conversaciones a The Washington Post.

Este escenario de votación encabezado por el Partido Republicano supondría un revés a Trump, además de bloquearle el acceso a miles de millones de pesos para el llamado muro fronterizo, según han revelado, esas mismas fuentes, al Post.

La medida arbitraria de Trump considera imponer aranceles posteriores del 10% a partir del 1 de julio, 15% a partir del 1 de agosto, un 20% en septiembre y hasta un 25% a partir de octubre si no se resuelve el freno de migrantes a Estados Unidos

La balanza comercial México-Estados Unidos actualmente alcanza los 346 mil 500 millones de dólares en exportaciones de productos mexicanos a Estados Unidos, mientras que en importaciones de productos norteamericanos se alcanzan los 265 mil 000 millones de dólares anuales, según datos oficiales.

Desde el anuncio del castigo irracional a México, el pasado jueves, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha llamado a su homólogo estadounidense al diálogo apelando a la relación histórica de amistad entre ambas naciones; pero no ha surtido efecto su llamado. Trump ha sido categórico y brutal: “Queremos acción, no hablar”.

Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores, se encuentra en Washington con una delegación de funcionarios mexicanos para participar en una cumbre con el secretario de Estado, Mike Pompeo, para tratar de desactivar este miércoles la amenaza de Trump.

La propuesta de México es trabajar con Estados Unidos para abordar nuestros desafíos comunes. Sin los importantes esfuerzos mexicanos en materia migratoria, Estados Unidos recibiría 500 mil personas migrantes más, sólo en 2019. Si la lamentable imposición de tarifas arancelarias llegara a implementarse, los flujos migratorios serían aún más numerosos y ambas economías serían menos competitivas al exterior y menos prósperas al interior”,  se expuso en un comunicado oficial en conjunto por las secretarías de Agricultura, Economía y Relaciones Exteriores, este lunes.

Estados Unidos ha sido grosero con México dejando ‘plantado‘ a Ebrard desde el fin de semana, pues tanto Pompeo, como Jared Kushner –yerno de Trump-, quienes fueron designados para la negociación están ahora en Reino Unido en visita oficial de Trump.

Además se especula que el gobierno estadounidense pretende exigirle a México que se convierta en un país receptor de los migrantes centroamericanos, otorgándoles el mismo asilo y protección que piden de Estados Unidos, asumiendo la carga financiera y social de las migraciones masivas.

Hemos dicho ya desde hace tiempo que un acuerdo respecto a un tercer país seguro no sería aceptable, no me lo han planteado, pero no sería aceptable“, enfatizó Ebrard durante conferencia de prensa este lunes en Washington.