Los grupos parlamentarios del PRI (GPPRI) y del PAN (GPPAN) presentaron ayer, durante la Sesión del Pleno del Congreso del Estado, iniciativas de reforma a la Constitución local para implementar la revocación de mandato.

El Grupo Parlamentario del PRI presentó la iniciativa para revocar el mandato al Gobernador, mientras que el Grupo Parlamentario del PAN presentó una  iniciativa para el caso de la revocación de mandato a Síndicos y Regidores.

La iniciativa priista busca armonizar la legislación local con la federal para incluir la figura de revocación de mandato -vigente a nivel federal desde el 2019-, sus normas y procesos,  garantizando a los guanajuatenses del derecho a solicitarla, además de incorporarse el sistema de medios de impugnación, entre otros apartados.

El proceso se llevará a cabo el domingo siguiente a los 90 días posteriores a la convocatoria y en fecha no coincidente con las jornadas electorales, federal o local; que, aunque constitucionalmente no existe la posibilidad de que en Guanajuato suceda ese supuesto y coincida con fecha concurrente con elecciones locales o federales, vale la pena dejar el texto en esos términos, en virtud de prever la posible concurrencia con elecciones extraordinarias que en su caso se lleguen a convocar”, expuso el legislador priista José Huerta Aboytes al hablar en favor de la iniciativa que promueve su grupo parlamentario.

La figura de revocación de mandato existe en México desde el 20 de diciembre de 2019, tras las reformas a la Constitución mexicana; y aplica al Presidente de la República, los Gobernadores y al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México

El diputado José Huerta Aboytes, integrante del GPPRI, al presentar la iniacitiva durante la Sesión Virtual del Pleno.

En la fórmula federal para solicitar la revocación de mandato se exige a quienes la promuevan el equivalente a por lo menos el 3 % del padrón electoral vigente -poco más de 2.7 millones de personas-.

En Guanajuato el GPPRI plantea que para aplicar la revocación de mandato debe darse el voto de al menos el 40 % del padrón electoral local. De darse el supuesto sería el titular del Supremo Tribunal de Justicia del Estado quien asuma el papel del Gobernador depuesto, por un periodo de 30 días en tanto el Congreso del Estado, con el voto de las dos terceras partes, designa al gobernador interino que concluiría el periodo constitucional.

Mientras que el GPPAN, en su iniciativa para revocar el mandato de  Síndicos y Regidores plantea que se debe derogar el artículo 50 de la Ley Orgánica Municipal para el Estado de Guanajuato, sobre el procedimiento de revocación de mandato de integrantes de los Ayuntamientos, al ser el Congreso del Estado quien tiene la facultad exclusiva para ello, por lo que la ley vigente se contrapone.

  • Intervención fotográfica: Ruleta Rusa
  • Foto: Congreso del Estado
OCT 2